La discapacidad es un término que usamos de forma común en nuestro vocabulario, pero ¿sabemos qué es exactamente?

Según la OMS, “la discapacidad es una condición del ser humano que, de forma general, abarca deficiencias, limitaciones de actividad y restricciones de participación de una persona”. Según esas limitaciones, podemos distinguir distintos tipos de discapacidad.

La discapacidad conlleva el derecho a la accesibilidad. Esto, implica la posibilidad a una persona de disponer y utilizar el espacio público y hacer uso de los productos y servicios en igualdad de condiciones que los demás.

Podemos distinguir 5 tipos principales de discapacidad:

  • Física
  • Auditiva
  • Visual
  • Intelectual
  • Mental

Física se caracteriza por presentar alguna limitación en la disminución o eliminación de las capacidades motoras o físicas.

Auditiva consiste en la falta sensorial de oír de forma parcial o absoluta. A veces, también se asocia la discapacidad auditiva con la dificultad para hablar.

Visual es la falta de la función sensorial de la vista también de forma parcial o absoluta, la ceguera.

Intelectual comprende las limitaciones del funcionamiento del intelecto que se muestra en las habilidades educativas y sociales.

Mental consiste en una alteración o deficiencia de las funciones mentales relacionadas con el pensamiento, los sentimientos, las emociones y la capacidad de relacionarse.

Tener una discapacidad no significa que la persona que la tenga no pueda realizar las mismas actividades que otra persona. Significa que sólo necesitarán otros procedimientos o medios para hacerlas. Es por eso por lo que es tan importante contar con una sociedad que aplique medidas de integración y de accesibilidad, para contribuir al bienestar de todos.

 

Abrir chat